Search

Twin Peaks: un hito en la historia de la televisión

¿Quién mato a Laura Palmer? Es la pregunta que miles de telespectadores se hicieron durante 1990 cuando la ABC estrenó la que sería sin duda una de las mayores series de culto de la historia; Twin Peaks.

De estética exquisita, con personajes extravagantes y un guion plagado de misterios, la serie creada por David Lynch y Mark Frost se convirtió en un éxito televisivo durante los años 1990/91, hasta que finalmente fue cancelada por la cadena.

La creación del universo Twin Peaks

Mucho antes de que se viviese la actual fiebre de oro de las series, la televisión estadounidense sufrió unos años críticos al inicio de la década de los 90. Las sitcom familiares resultaban repetitivas y el publico comenzó a demandar algo diferente.

Un agente en común fue el encargado de presentar a Mark Frost y David Lynch para que hicieran algo novedoso por encargo de la cadena ABC que en ese momento languidecía. Tras presentar en la reunión con los ejecutivos el borrador de una historia sobre un pequeño pueblo y un misterioso asesinato, la cadena rápidamente dio luz verde al proyecto, cosa que les sorprendió ya que no albergaban esperanzas de que la idea agradase, puesto que se salía de los moldes establecidos en la televisión hasta ese momento.

Fue así como Frost y Lynch se pusieron manos a la obra y de ahí nació el guion del piloto de Twin Peaks que, en un principio, se llamaba Northwest Passage. Tras crear a los personajes y buscar las localizaciones comenzaron el rodaje del episodio piloto en el invierno de 1989; había nacido un hito televisivo.

Cuando el 8 de Abril de 1990 la ABC estrenó el piloto de Twin Peaks probablemente nunca se imaginó que estaban haciendo historia. El misterio que se estableció en ese momento acerca del asesinato de una adolescente llamada Laura Palmer en un pequeño pueblo al norte de los estados unidos atrapó a millones de espectadores que desde ese momento querían resolver el enigma junto al agente del FBI Dale Cooper.

Creación de los personajes, la clave del éxito

Uno de los elementos más característicos de una serie son sus personajes, ya que para que ésta tenga éxito es muy necesario que no sean planos. En Twin Peaks encuentras justo lo contrario.

Probablemente ha sido la única serie de televisión donde me he encontrado con unas personalidades tan extravagantes y extrañamente adictivas. Esa fórmula de no poder elegir un favorito porque todos en su medida te parecen increíbles es en  muchas ocasiones es el chaleco salvavidas de una serie, de hecho un caso donde se puede aplicar perfectamente este concepto es en la famosa serie Friends donde todos sus protagonistas tienen unas cualidades y personalidades muy dispares pero únicas.

Así pues desde el agente Dale Cooper, un investigador del FBI con excesos de optimismo y una extraña paranoia por el subconsciente, pasando por la lolita Audrey Horne, hasta el aficionado a la pesca y bonachón Pete Martell. Todos y cada uno de ellos forman las piezas del puzzle que da alma al pueblo ficticio creado por Lynch y Frost. Precisamente es esa mezcla explosiva de temperamentos lo que le otorga ese cariz tan misterioso y estrafalario a la primera temporada pero que, sin embargo, en la segunda decae al desbordar los rasgos excéntricos de los mismos.

Tanto David Lynch como Mark Frost tenían claro quienes conformarían el elenco de actores más mayores, a diferencia del pequeño cambio que hicieron en el personaje de Josie Packard, que en un principio iba a tratarse de una mujer italiana interpretada por Isabella Rossellini, pareja en aquel entonces de Lynch.

Por otro lado, para los actores jóvenes Mark Frost afirmó que quería crear un grupo de adolescentes que tuvieran ese aire de Rebelde sin causa. Querían gente atractiva, extraña y misteriosa que casase con el espíritu del pueblo. Sin duda alguna lo consiguieron.

No obstante, el principal problema que se les presentó fue a la hora de elegir quien sería la persona indicada para encarnar al protagonista de la ficción. Para el agente Dale Cooper necesitaban un actor que tuviese el suficiente carisma para convertir al personaje en la piedra angular de la serie. Fue entonces cuando Mark Frost le propuso a Lynch que Kyle MacLachlan interpretase al agente del FBI, tanto Lynch comoMacLachlan se conocían por haber colaborado juntos en “Dune” y “Terciopelo Azul”película que había otorgado a Lynch una cierta reputación.

Aunque en un principio Kyle MacLachlan estaba preocupado por su juventud, es evidente que los matices que le aportaba al agente Cooper hicieron de este personaje uno de los más atractivos de la ficción.

Un pueblo único

Otro aspecto que marcó la diferencia entre esta serie y el resto que se hacían en televisión en aquella época es la forma en la que cualquier elemento que tenia que ver con ese universo resultaba fascinante. La cafetería doble R, el gran hotel del norte, la comisaria del sheriff, la serrería Packard … Todos los rincones resultaban especiales e inmensamente atractivos, además de la bien conocida tarta de cereza que vuelve loco a su protagonista, junto con el café solo y los donuts.

Un conjunto de gustos por elementos de la vida cotidiana que invitan a que al pensar en ellos en seguida los asocies con la serie y cree en torno a la historia una serie de rituales presentes en la misma que ayudan de forma potencial a su comercialización. ¿Cuantos de vosotros no habéis pensado en ver el piloto con un café negro como una noche sin luna y un trozo de tarta de cereza?

El estilo onírico de Lynch

David Lynch es único, sus referencias al mundo de los sueños y ese enigma constante en los argumentos de sus películas han hecho que su cine se desvincule por completo de cualquier corriente o moda. Uno sabe cuándo está viendo una película de Lynch, su forma de mantener los silencios y crear una estética que te engancha es algo que solo un director de su talla puede conseguir.

En los años 90 eso jamás se había visto en televisión, de hecho y pese a la gran producción de series de calidad que existen hoy día, aún no he encontrado nada que se asemeje a Twin Peaks.

La combinación entre la imaginación de Lynch y la narración intrigante de Frost hacen que la serie sea perfecta, especialmente en su primera temporada. A tientas ves una ficción de investigación sobre un asesinato que de pronto se encuentra bañada por situaciones completamente extrañas e inexplicables y personajes que parecen sacados de un circo. Algo completamente nuevo para las cadenas acostumbradas a ver el mismo esquema narrativo.

Por otro lado, la música compuesta por Angelo Badalamenti consigue transportarte de lleno a ese lugar repleto de misterio con esas melodías llenas de nostalgia, intriga y oscuridad que envuelven el espíritu de la serie.

Decadencia y cancelación

Como suele suceder en toda ficción televisiva, la delgada línea que separa la expectación del tedio es muy fina y enseguida se puede traspasar. Twin Peaks es esa clase de series que deben construirse con mimo, sin dejar de prestarles atención porque dentro de todo ese sin fin de excentricidades hay un razonamiento que las une a un mismo cordel.

El problema de la serie vino cuando tanto David Lynch como Mark Frost comenzaron a trabajar en proyectos paralelos y desatendieron notablemente el guion y la dirección de su obra. Pero no se les puede responsabilizar solo a ellos, evidentemente el motivo principal fue la forma tan absurda e innecesaria en que la cadena ABC – demasiado poco flexible para emitir una serie de esas dimensiones – se empeño en obligarlos a revelar quien mató a Laura Palmer durante el trascurso de la segunda temporada.

Como bien decía Lynch “ En una trama donde hay tantos secretos, tú puedes resolver algunos pero nunca el principal porque si no todos los demás pierden sentido”, ese sin duda fue el fallo, desvelar la incógnita, responder a la pregunta que se formulaban todos los espectadores cada noche cuando se sentaba frente al televisor. Conocer el misterio principal hacia que la continuación de la serie no tuviera sentido, por lo que los capítulos sucesivos fueron tristemente de relleno puesto que el interés se había disipado y con ello el universo místico e insólito que tan bien habían creado David Lynch y Mark Frost se había visto seriamente perjudicado.

Uno de los elementos que más me llamó la atención cuando vi la serie fue la duración de capítulos de la primera temporada frente a los de la segunda. En mi opinión personal, si la segunda temporada hubiese sido de menor duración probablemente la serie habría finalizado de una forma redonda, sin ninguna grieta en su genialidad, no obstante no fue así, desgraciadamente.

Cuando la ABC anunció la cancelación de Twin Peaks, tanto David Lynch como Mark Frost quisieron cerrar su creación de la mejor forma posible. Es en situaciones como esta cuando un director y un guionista pueden demostrar su capacidad de revivir un producto herido de muerte; sin lugar a dudas lo consiguieron.

Para evitar caer en los odiosos spoiler  no revelaré datos de importancia del capítulo final. Tan solo me limitaré a afirmar que nunca he visto un final de una serie tan turbador, lóbrego y deslumbrante.

Regreso de la serie

En octubre de 2014 Showtime anunció la vuelta de la serie prevista para 2016, no obstante, David Lynch afirmó que si revivía Twin Peaks sería solo con la condición de que pudiese hacerlo a su manera. Tras algún que otro problema con la cadena finalmente se decidió dar luz verde a la libertad creativa del director.

Hace solo unos días se anunció la fecha de estreno de la tercera temporada, el 21 de mayo de 2017. Con la vista puesta en su regreso, solo nos queda esperar con un trozo de tarta de cereza y un café que llegue el momento en que podamos volver a sumergirnos en ese misterioso pueblo llamado Twin Peaks y el fuego vuelva a caminar con nosotros.

 
Valora este post


Fotógrafa y apasionada del cine


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies